Últimos artículos


LICENCIA LIBRE GNU FDL

Los contenidos propios publicados en este sitio web han sido liberados bajo la licencia de documentación libre GNU FDL (gnu.org/copyleft/fdl.html). Los puedes copiar, distribuir y modificar libremente, siempre que cites al autor (El Barbonauta) y su sitio web (minombre.es/elbarbonauta). Además, las obras derivadas de dichos contenidos, deben ser liberadas bajo la misma licencia.

Promotoras minombre.es


Fundación Utopía Verde: Internet, Ecología, Paz, Derechos Humanos, Defensa de los Animales, Cultura, Software y Conocimiento Libre,... Sociedad Civil de Huelva: ciudadanos, asociaciones, fundaciones, plataformas ciudadanas y otras organizaciones onubenses sin ánimo de lucro (ONG). Diseño web Huelva: dominios de internet, alojamiento web, diseño de sitios web, CMS, blogs, tiendas electrónicas, listas de correo, ERP, CRM, SSL, LSSI, LOPD, SEO (posicionamiento web natural), etc.

-->

LA CAJA DE JUAN RAMÓN -2

.

.

No me puse gabardina de cuello subido, ni gorra con la visera hacia atrás. Tampoco un traje y corbata verde. No, no hacía falta disfrazarse de detective para investigar el misterio de la caja vacía que el joven Juan Ramón llevó al súper el día que le vi vaciarla en el contenedor de basura orgánica.

Tampoco me disfracé con una bata blanca como la que él llevaba aquel día. Consideraba que era innecesario el camuflaje.

Subí la escalinata hacia el atrio del súper dispuesto a escudriñar, a sonsacar, a descubrir intenciones, y, cuando accedí, en el suelo, a la derecha y junto a la sección de la panadería, había una caja como la que Juan Ramón llevó el día que le vi. ¿Sería la misma? Pero  no, que al hacerse la limpieza, la habrían recogido o tirado, de modo que, seguro, esa caja estaría ahí desde poco antes. ¿Y qué pintaba allí si, precisamente, en la panadería yo veía siempre a la panadera llevar cajas de pan crudo que vaciaba para hornearlo, plegándolas después para tirarlas al contenedor de cartones?

En esa tarea estaba la joven cuando, disimulando como si estuviera trasteando en el móvil, pude ver que se llevaba varias cajas plegadas, pero no recogía la del suelo que, muy probablemente dejó allí el poeta. Me acerqué y vi que seguía vacía y que no había monedas, por lo que deduje que no pedía limosna para salvar al Recre.

Di una vuelta por todo el súper, mirando los carteles de las ofertas, pero sin leerlos porque lo que buscaba era al poeta “cajero” (por cierto, ¿hacen caja los poetas? ¿hacen versos las cajeras cuando pasan los códigos de barras ante el cacharro lector? En esos casos, ¿un cajero poeta le hablaría a los clientes a base de jotas, algo así como poniéndoselas al tique para que fuese de calidad -”tome usted su tique de cinco jotas”- justificando de este modo un recargo?).

Pero las únicas batas blancas que vi fueron la de la pescadera y el carnicero, porque la chacinera y la panadera, aunque iban de blanco no llevaban bata sino pantalones y blusa. Y, cuando algo decepcionado pero firme en mi decisión de seguir investigando, me dirigía hacia la “salida sin compra”, vi a Juan Ramón dirigirse, desde una de las cajas, con una bolsa llena, hacia las taquillas y guardarla allí.

Luego recogió la caja del suelo y se marchó. No pude seguirlo porque unas voluminosas señoras se me plantaron en la puerta, con viva cháchara en sus bocas. Cuando salí, ya no estaba e ignoro por qué esquina habría doblado.

HOY ME HA VISITADO UN DIOS

.

.

Hoy, 5 de abril de 2015, ha terminado la semana de la tranquilidad, el sosiego, la reflexión, la sobriedad, el silencio recogido, de las zapatillas y la lectura. Mañana comienza otra que nos volverá al ajetreo de lo cotidiano. Y hoy me ha ocurrido algo que de ninguna forma podía prever: me ha visitado un dios.

Pasé ante el cuarto de estar y, de reojo, vi algo sobre la mesa. Allí estaba, en su plato, el Monstruo del Espagueti Volador, dios del pastafarismo. Junto a él, una botella de néctar, no de sangre, que, al parecer, me ofrecía para degustar, compuesto de Tempranillo 50% y Cabernet Sauvignon 50%, o sea, un vino excelente.

foto0154
El dios me miró con la ternura de sus ojos de albóndigas bañadas en salsa de champiñones y me regaló el colador de los espaguetis, diciéndome que me lo pusiese cuando renovase el DNI como hacen ya en algunos países,

pero ahí demostró que, afortunadamente, es un dios falible, porque el colador no es de mi talla, como puede apreciarse en la foto que él mismo me hizo, para placer de mis orejones, dulces, como no, que exhiben su grandeza.

colador-pno_3

El DNI me caduca dentro de casi dos años, de modo que tengo tiempo de buscar otro colador o decidirme por este otro, de formato más guerrero. Ya veremos.

colador-grande

Acto seguido me dio a leer su decálogo, sobre fondo azul, como un cielo de radiante día.

Quedé admirado ante tanta sapiencia y racionalidad, tanto que comencé a sospechar que podía no ser un dios. Por eso he de confesaros que, en cierto modo, no os estoy diciendo toda la verdad, nada más que la verdad y sólo la verdad. No. Prestad atención, que ahora viene

LA REVELACIÓN


A diferencia de lo que la mayoría de los creyentes piensan, los dioses no nos hacen a su imagen y semejanza, sino que son ellos -los creyentes- quienes hacen los dioses a semejanza e imagen suya. Pensad, por ejemplo, si el dios de Pinochet y el de Ernesto Cardenal era el mismo. Pues bien, hoy yo he hecho al dios que me visita, cociendo los espaguetis integrales y guisando las albóndigas para, una vez mezclados, deglutir ambos manjares.

Y eso, porque necesito la pasta para afrontar la declaración de la renta, y la energía para luchar contra los pólenes que llegan, sean de gramíneas, olivo o plantago. Y mucha energía más para soportar las campañas electorales, en cuya lucha, si hace falta, lanzaré las albóndigas en lugar de pelotas macizas.

Me comí al dios y me bebí el vino. Fue como una unión común entre ellos y yo que, de inmediato, me sumió en el delicioso sopor postprandial. Comenzaba a disfrutallo cuando una voz grave, con eco musical y sin reverberación me dijo:

- ¡Barbonautaaa, eres, eres, … ÚNICO.!

foto01551

LA CAJA DE JUAN RAMÓN -1


Con el pelo algo rizado sin raya en medio ni a un lado, ni fijador alguno, pero sí con entradas premonitorias de calvicie ya, he visto hoy a Juan Ramón Jiménez, con bata blanca de sanitario y una caja de cartón en brazos.

Diligente, ha vaciado la caja en un contenedor mas ha conservado el recipiente. Y ha entrado en un supermercado después, con la caja vacía. ¡Qué metáfora!:

¿Pretendía, tras vaciar sus sentimientos, ideas o ilusiones marchitas, renovarlas en ese centro de la cotidiana vida que es un supermercado, el lugar al que acude hoy la gente a cazar los mamuts para alimentarse? ¿O eran libros de autores que no le gustaban?

No le seguí, que yo iba con prisa, pero me quedó la duda de porqué entró con la caja en el súper, ya que, si iba de compras, allí le darían bolsas o cajas nuevas si las pedía, que les sobran. ¿Compraría las naranjas mandarinas, las uvas moscateles, todas de ámbar; los higos morados, con su cristalina gotita de miel … que tanto gustaban a Platero? Porque alimentos espirituales no creo que encontrase allí, salvo las sonrisas sencillas y afables de las cajeras o reponedoras.

Claro que …, republicano él, bien podría estar haciendo algo en contra de las nefastas derechas güervíes, camuflado con el disfraz de un mancebo de botica, que era tiempo de carnavales, pero ¿porqué entrar con la caja?, ¿porqué no la dejó en el contendedor de cartones? ¿Pensaría que así “encajaría” mejor con su misión y que, si la hubiese dejado, le dirían que estaba “desencajado”?

De todas formas, de poetas y poetisas se puede esperar cualquier cosa rara, y conozco a bastantes, de modo que sé de lo que hablo.

[Mi abuelo materno, coetáneo de Juan Ramón, tenía una borriquita gris en la que yo cabalgué cada verano siendo un crío, que se llamaba Platera, nombre que le ponían entonces a los asnos y jumentas de color gris, y lo verdaderamente excepcional que hacía mi abuelo era un mosto de fábula que, aún hoy, se recuerda en el pueblo, cuando hace más de 50 años que falleció. Pisé en el lagar de su casa las uvas de su viña. Pero, como republicano clandestino, lo que hacía en la postguerra era escuchar la radio Pirenaica, para sofocación de mi abuela. No andaba por ahí con cajas vacías conspirando o tirando cosas. Ni se ponía batas blancas].

¿O iría Juan Ramón recogiendo limosnas para salvar al Recre?

Seguiré investigando, buscaré testimonios en el súper e incluso en las boticas de la zona, y cuando sepa qué misterio encierra la caja de Juan Ramón te lo contaré, querida lectora, queride lectore, querido lector.


POETO, DORADO Y SALMONETE

Canta a la amistad
como bien eterno,
con raciocinio
que sorprende
con sus quince noviembres.

Emociona a quien lo lee,
como él se ha emocionado
al pensallo,
escribillo y
brindallo.

Ha nacido un poeto
(¿o quizá poetiso?)
que con natura juega,
porque en sangre y nombre
lleva dorada,
mas si le da el sol
es salmonete
cuando se lanza y nada.

Loado sea Daniel, el poeto,
que al escribir llega a profeto.
Y encima … ¡el tío
es mi nieto!

………..—–¡Que lío …!

.

(Imágenes de la wiki)

SI YO FUERA MAGO …

A la señá Vanessa, que magias sopesa.

Si yo fuera mago me convertiría en una estatua
de granito,
con unos ojos de celuloide, meros instrumentos
grabadores,
para ver y guardar todos los hechos y las vidas,
sin sentir.

Si yo fuera mago sería humano, pasado un tiempo,
recortando
las imágenes grabadas, revolviéndolas y lanzándolas
al espacio
para que al caer formaran un revuelto
impensable.

Y las ordenaría, consiguiendo
que nadie quisiera llevar siempre la razón,
que toda la humanidad quisiera compartir,
que todo se dialogara amablemente,
que reinase la justicia,
que lo absurdo fuese lo deseado,
que no existieran conceptos como
caridad,
guerra,
engaño,
hipocresía,
dioses,
héroes
y otras sandeces sádicas y dañinas.

Si yo fuera mago
la iglesia se desharía,
repartiéndolos,
de todos sus bienes,
como quiso el papa de aquella novela.

Si yo fuera mago
Rajoy votaría a Podemos
y palomas y conejos
danzarían rodeando mi chistera,
como si ésta fuera
el lago de los cisnes.

¡Ay … si yo fuera mago!


El Vate Orate

El Vate Orate

SOBRE ORÍGENES DEL FEMINISMO

No voy a redactar un estudio académico sobre el asunto, archiestudiado por especialistas de todas clases, sino a comentar una sorpresa vivida estos días.

Todo lo que tengo leído sobre feminismo arranca a partir de la Ilustración, el sufragismo, etc …, aunque se cita algunas veces como antecedente el “preciosismo” de las mujeres de la alta sociedad, allá por el siglo XVII. (No pongo enlaces porque parece que ahora hay leyes que pueden traer problemas si se hace, de manera que a quien le interese puede ir buscando a partir de las palabras citadas hasta ahora y otras de las que siguen).

Pues bien, siempre se lee que la cosa arranca por Francia, Inglaterra, EEUU, y no sé si algún país más. Pero resulta que he encontrado una referencia austriaca que no recordaba -¡esta edad…!- en el mundo musical:

aficionado a la ópera como soy he visto estos días en el canal Mezzo “El rapto en el serrallo”, de Mozart, que no había visto desde hace unos 30 años en el patio de los arrayanes de la Alhambra. En ella hay un personaje, Osmín, guardián y siervo del pachá turco Selim, que quiere ligar/apropiarse con/de Blonde, doncella inglesa de la aristócrata española Constanza, ambas raptadas por unos piratas que se las han vendido al pachá.

Ocurre al principio del segundo acto y el dúo es impactante -al menos para mí- dado que está escrito unos nueve años antes de la revolución francesa, ya que se estrenó el 16 de julio de 1782 en el Burgtheater de Viena, cuando Mozart tenía 26 añitos, el mozo. Lo que no me queda claro es si lo escribió el libretista Gottlob Stephanie (hijo) que plagió a  Christoph Friedrich Bretzner, dado que no conozco el libreto plagiado o si influyó Mozart en el asunto. Mas sea como sea, el dúo esta ahí y os lo copio a continuación. Mi duda es ¿creería/n el/los autor/es en lo que ponen en boca de Blonde, o sería un simple efecto dramático? Me inclino por lo primero, dado el resto del texto del libreto.


(Jardín en el palacio del bajá Selim.
A un lado se divisa la casa de Osmín)
OSMÍN
¡Veneno y puñal!
BLONDE
¿Es que no van a terminar nunca
los enfados, el mal humor
y las quejas?
OSMÍN
¡Cállate y entra en casa!
¡Entra en casa!
BLONDE
¿Piensas acaso, viejo gruñón
que tienes ante ti
una de esas estúpidas esclavas turcas?
¡Te equivocas! A las muchachas
europeas debes tratar de otra forma
N.8 Aria
Con cariño y mimos,
con complacencia y bromas,
se conquista rápidamente el corazón
de las buenas muchachas.
En cambio, órdenes adustas,
alborotos, disputas y molestias hacen
que en muy pocos días tanto el amor
como la fidelidad se desvanezcan.
OSMÍN
¿Cariños? ¿Mimos?
Pero ¿quién te ha metido
esas tonterías en la cabeza?
En Turquía:
¡Yo soy el amo y tú la esclava!
¿No recuerdas que fue el mismo bajá
quien te dio a mí como esclava?
BLONDE
¡El bajá por aquí, el bajá por allí!
¡Las muchachas
no somos objetos de regalo!
¡Yo soy inglesa,
nací libre
y desafío a quien
quiera obligarme a hacer algo!
OSMÍN
¡Claro, si yo fuera
como ese marioneta de Pedrillo!…
BLONDE
¡Acertaste, buen viejo!
Prefiero al humilde Pedrillo
que a tu cara de globo.
OSMÍN
¡Veneno y puñal!
¡Entra ahora mismo en casa!
BLONDE
¡No me hagas reír!
N.9 Dúo
OSMÍN
Me voy, pero te aconsejo que evites
al sinvergüenza de Pedrillo.
BLONDE
Anda, lárgate y no me des órdenes.
Ya sabes que no puedo soportarlo.
OSMÍN
Prométeme…
BLONDE
¿Y ahora que pasa?
OSMÍN
Al verdugo…
BLONDE
¡Largo, déjame sola!
OSMÍN
Por Alá que no me iré
hasta que me jures obediencia.
BLONDE
Ni hablar de eso, pobre infeliz,
ni aunque fueras el Gran Mogol.
OSMÍN
¡Ingleses! ¿No son unos necios?
¡Dejan a la mujer hacer su voluntad!
¡Un hombre se ve burlado y vejado
cuando se encuentra con alguien así!
BLONDE
Una muchacha nacida libre no se
maneja como si fuera una esclava;
y aunque haya perdido la libertad,
sigue siendo la reina del mundo.
¡Y ahora lárgate!
OSMÍN
¿Así osas hablarme?
BLONDE
Así, y no de otro modo.
OSMÍN
¡Pues me quedo aquí!
BLONDE
(empujándole)
¡Otra vez! Debes irte ahora mismo.
OSMÍN
¡Quién ha visto semejante osadía!
BLONDE
(haciendo intención de sacarle
los ojos)
¡Tus ojos lo pagarán muy caro
si te quedas un instante más!
OSMÍN
(retrocediendo con temor)
Calma, me voy ante de que
se te escape algún golpe.
(Osmín sale y entra Constanza)

UN ÁRBOL Y UN CAÑÓN

Leo estas líneas de una prestigiosa dramaturga contemporánea:

- “¿Sabes? Mi gente es como algunos árboles que se encuentran en el bosque; están huecos, vacíos por dentro, solo les queda la cáscara, la corteza, y, a pesar de eso, les siguen naciendo ramas y hojas. Yo no quiero eso”.

Y me ha recordado la definición de cañón que hacía un capitán de infantería en las milicias universitarias (IPS=Imbécil,¿porqué solicitate?, o Instrucción Premilitar Superior, según otros) de cuando yo era joven:

“El cañón es un tubo interiormente hueco por dentro que, cuando lanza un obús, éste sube y sube y luego cae; los físicos dicen que es por la fuerza de la gravedad, pero los militares sabemos que es por su propio peso”.

¿Conclusiones?

HOY ES EL DÍA …

DE

“EL EXAMEN”

(así que, sin nervios, repasa lo que tengas más flojillo)

LA ROJA

La Roja me vence
con su fuerza
con su nervio
con su gracia
con su elegancia
con su arranque
con su impulso.

La Roja, enhiesta,
erguida, impetuosa
que todo lo derriba
por antiguo que sea:
hasta a mí.

La Roja deja huella
de su paso y
su imaginación todo lo plancha.

Sin la Roja se van los colores
y dejan de cantar los pájaros,
pero el cielo, cuando duerme,
está de otros colorines.

Pero la Roja no es pasionaria
ni rusa de Luxemburgo,
la Roja es mi nieta
que ya no se plancha el pelo,
ahora rojo brillante, a juego
con la camiseta
del mismo color.

¡Ay amor!

Que el otoño no te destiña
con la lluvia,
que no te diluya en
jarabe de fresa
y podamos cantar:
“que llueva, que llueva,
que está llegando Eva …”

(como en otros tiempos, hija) …


QUIERO PAGAR MENOS LUZ

Una buena iniciativa de la OCU, a la que merece la pena adherirse, según mi opinión, que incluyo aquí por si no la has visto en telediarios y/o prensa:

(pincha en la imagen)

Participa en la primera Compra Colectiva de Energía que se realiza en España
  • ¿Por qué este grupo? No podíamos seguir sin hacer nada frente a los abusos que se están produciendo en el mercado de la energía. Por primera vez un grupo de consumidores nos unimos para comprar la energía y conseguir mejores precios.
  • ¿Cómo funciona? Solo tienes que inscribirte en la campaña de forma gratuita y sin compromiso. En octubre invitaremos a las principales compañías de energía a participar en una subasta. Una vez concluida esta subasta, te informaremos del ahorro que puedes conseguir si aceptas la oferta ganadora.
  • ¿Y si decido no aceptar la oferta? La participación no es obligatoria. Tú decides si realizas o no el cambio de compañía después de evaluar la oferta ganadora.

MÁS INFORMACIÓN (Preguntas más frecuentes)

Únete ahora al grupo de Compra Colectiva de Energía. Es gratis y sin compromiso

Déjanos tu teléfono si quieres que te informemos sobre cómo inscribirte en esta campaña

Autorizo a OCU a utilizar mi teléfono para remitirme información sobre esta campaña

…o llama gratis

Horario:
De lunes a viernes de 9:00 a 18:00

¿Ya eres socio de OCU? Haz click aquí